Senado aprueba consumo de Marihuana en México

99

Quedara marcado en el Senado de México por la aprobación de la “Ley general para la regulación del cannabis”. 

La iniciativa propuesta por el Morena, destaca la creación del Instituto Mexicano para la Regulación y Control del Cannabis como un órgano desconcentrado de la Secretaría de Salud. También se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley General de Salud y del Código Penal Federal.

La propuesta tiene como eje rector la promoción, respeto, protección y garantía de los Derechos Humanos, las libertades fundamentales y la dignidad humana, en los términos previstos por la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Además, tiene como objetivo fomentar la paz y la seguridad de la sociedad, contribuyendo en la disminución del mercado ilegal del cannabis psicoactivo y con ello, del crimen organizado, la corrupción y la violencia.

Asimismo, busca combatir el consumo problemático del cannabis psicoactivo con un enfoque de salud pública, aplicando el reforzamiento de políticas y medidas de prevención, intervención oportuna, atención, tratamiento, recuperación, rehabilitación y reinserción social. Con el voto dividido del PAN, y el respaldo de Morena, PRI, PRD y Movimiento Ciudadano y otros partidos, el Senado aprobó en lo general con 82 votos a favor, 18 en contra y 7 abstenciones, el uso recreativo, científico, médico e industrial de la mariguana.

El nuevo ente emitirá cinco tipos de licencias para controlar algunos de los actos relacionados con el cultivo, transformación, venta, investigación y exportación o importación de mariguana. Además, se permitirán 28 gramos de posesión, pero queda prohibido el consumo de cannabis psicoactivo en áreas de trabajo públicas o privadas.

Cabe mencionar que si el portador lleva de 28 a 200 gramos sería objeto de multas, y con más de 200 gramos podría ser procesado penalmente. Los consumidores podrían sembrar por persona seis plantas en sus casas para autoconsumo y ocho en caso de que viva con otra persona.

A pesar de este avance, la despenalización todavía no es un hecho puesto aún es necesario que el dictamen aprobado en el Senado, como cámara de origen, sea avalado en la Cámara de Diputados.  Luego de su aprobación en esta primera instancia, el Senado enviará la minuta correspondiente a los Diputados, donde Morena tiene mayoría, quienes deberán pasarla como está o, en su defecto, rechazarla o hacerle modificaciones.

Por último, en caso de ser aprobado el dictamen por la Cámara de Diputados deberán pasar seis meses para que entre en vigor la nueva ley.