Fase dos y contando

179

-Impacto social, económico y de salud
-La fase tres complicará la situación
-Probable ampliación de la cuarentena

A UN par de semanas para que México entre en la fase tres de la epidemia del coronavirus, de acuerdo a la estimación del secretario de Salud HUGO LÓPEZ-GATELL, la cifra de casos positivos ha superado los 4 mil, mientras que el número de defunciones está por superar las tres centenas.

Sin embargo, al margen de los daños a la salud, es también preocupante el impacto económico de la pandemia mundial en el territorio nacional, según se desprende de la estadística presentada en materia de pérdida de empleos, por la secretaria del Trabajo LUISA MARÍA ALCALDE.

Juzgue usted: del 13 de marzo al 6 de abril se perdieron 346 mil 878 plazas, cifra que, comparada con los 342 mil 077 generadas en 2019, representa una pérdida de 21 mil 379 empleos. Es decir, en tan solo 24 días se vino abajo todo el esfuerzo en ese rubro durante el año pasado, tomando en cuenta cifras y datos oficiales.

Derivado de los efectos económicos y sociales del Covid-19, el Consejo Coordinador Empresarial ha encendido la luz ámbar ante la carencia de liquidez de las empresas afiliadas que las conduce por el camino de la bancarrota, lo que, sin duda, aumentaría el ya de por sí grave problema de pérdida de empleos.

Además de contagio y muertes, el virus del siglo XXI amaga a la planta productiva que, de acuerdo al CCE, genera 20 millones de empleos formales y 31 millones producto de la informalidad.

En ese contexto, hasta el momento, el gobierno de la Cuarta Transformación no ha tomado providencia alguna en apoyo los pequeños y medianos empresarios y, por el contrario, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público ha anunciado que no habrá prórroga para las declaraciones anuales de personas físicas y morales.

En la misma tesitura, el presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR se ha mantenido firme en su postura de no incrementar la deuda pública mediante el financiamiento de la banca internacional, bajo el argumento de que “eso se acostumbraba en el pasado”.

A pesar de los datos halagadores del Jefe del Ejecutivo Federal, es por demás preocupante el vaticinio de la Directora-Gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) KRISTALIVA GEORGIEVA, quien asegura que “esta crisis, como ninguna otra, llevará a 170 países a sufrir una caída en su ingreso per cápita al cierre de 2020”.

Asimismo, anticipa que la crisis financiera golpeará a los medios emergentes y países en desarrollo, principalmente. También, considera que la pandemia comenzará a mitigarse en el segundo semestre del año en curso, por lo que el FMI espera una recuperación parcial de la economía en 2021.

Por lógica simple, la tercera fase de la epidemia que iniciaría en la última semana de abril habrá de recrudecer el problema de contagio, el impacto económico y, muy seguramente, la ansiedad y estrés como consecuencia del aislamiento.

A pesar de que la cuarentena está programada para finalizar el 30 del presente mes, se da por descontado que la Secretaría de Salud habrá de ordenar una ampliación, ante el incremento de propagación durante la fase tres de la epidemia.

Así las cosas, no queda más remedio que encarar la situación y atender las recomendaciones de las autoridades.

Ni hablar.

DESDE EL BALCÓN:
Alguien debiera poner orden en el gabinete de la 4T para evitar caer en el ridículo o en confrontaciones innecesarias.
VÍCTOR VILLALOBOS, secretario de Agricultura y Desarrollo Rural anunció que las empresas cerveceras podrían reanudar su actividad. Sin embargo, HUGO LÓPEZ-GATELL, subsecretario de Prevención y Difusión de la Salud, giró la contraorden con el argumento que el consumo de alcohol alteraría la convivencia familiar durante la cuarentena.
Dos importantes piezas en el equipo lopezobradorista confrontados públicamente.
¿Alguien podrá poner orden?

Y hasta la próxima.
mariodiaz27@prodigy.net.mx